INSTRUCCIONES PARA USAR UNA BANDOLERA PORTABEBÉ

 ¿Cómo utilizar correctamente una bandolera portabebé? Pasos a seguir: 

1.- Haz un acordeón con la tela del extremo opuesto a las anillas y pásala por las dos anillas. 

2.-Después vuelve a pasarla, pero entre las dos anillas. Extiende la tela por toda la anilla.

 3.- Coloca la bandolera en el hombro opuesto a la cadera donde quieras llevar al niño.

 4.- Coloca al niño sobre tu hombro, hazlo descender hasta que quede a la altura de la tela que desplegarás por toda su espalda.

 5.- Busca sus pies por la parte inferior y haz una bolsita bajo su culete.

 6.-Tira de la cola de la bandolera para ajustar la tela alrededor de su cuerpo, pero no toda la tela a la vez, sino primero los bordes y después si es necesario la parte central.

 Marsupina Mama Cangura nos da en su blog una serie de consejos que son de gran utilidad(extracto):

 “Puede parecer un paso sin mayor trascendencia, pero es sumamente importante conseguir que la tela pase por las anillas lo más ordenada posible, de lo contrario costará más ajustar la bandolera una vez que tengamos al bebé en ella. Además, si por ejemplo quedara un “bodoque” mayor de tela en una zona, ese “escalón” hará que la tela que se encuentra en la zona menos tupida se escabulla y se afloje el conjunto en esa zona, obligándonos a reajustar a cada rato para conseguir sostener al pequeño en su lugar.”

“Las anillas deben quedar lo más altas posibles, a mi me gusta que me queden justo debajo de la clavícula, o incluso casi sobre ella pero de modo que no moleste sobre este hueso, haciendo que estén lo suficientemente altas como para permitir una correcta posición del bebé. Si las anillas están muy bajas el bebé quedará muy bajo, o, peor aún, no permitirán que la tela de ese lado lo sostenga de forma cómoda y segura ni permitirán que adopte la postura recomendada ¿Cómo conseguir que las anillas queden altas? Muy sencillo. Primeramente, al colocarnos la bandolera, la pondremos con las anillas casi sobre el hombro porque, al ajustar, bajarán un poco. Sin embargo este no es el “gran secreto”, lo más importante es el modo en que se ajusta la bandolera.”

“Y, el “truco” principal es que, al ajustar, no debemos tirar de la tela sin más, sino que primero necesitamos traer hacia delante todo el restante de tela que queda en nuestra espalda. Si simplemente tiramos de la tela de la cola (lo que cuelga desde las anillas), toda la tela libre que queda en la espalda se vendrá al frente por la zona que ofrece menor resistencia: las anillas, haciendo que estas bajen. Si primero traemos hacia el frente toda la tela restante de la espalda, manteniendo las anillas en su sitio, al ajustar, practicamente ya no se moverán. Si las anillas quedaron altas, donde deben estar, permitirán colocar al bebé en la posición más adecuada”

“Conseguir la posición más adecuada es muy sencillo, lo ideal otra vez, es comenzar con el bolsillo lo más justo posible, y bien formado, esto es, con una profundidad aceptable. El bolsillo que sostiene al bebé debe permitir que sus nalgas profundicen en él por lo que los extremos deberán estar más tensos que el centro.”

 Y dandole las gracias a Sol por su fantástico post, os animamos a cangurear en bandolera este verano.

Tags: , , , , , , , ,

Leave a Reply

You must be logged in to post a comment.