Posts Tagged ‘Portabebés ergonómicos’

Mamacuna, 100% español

Lunes, mayo 27th, 2013

Hoy es mi última entrada de la temporada, y voy a acabarla por todo lo alto, cotilleando de una marca 100% española, pensada en España, tejida en España y (próximamente) vendida en España, Mamacuna.

fulares portabebes elástico mamacuna

fulares portabebes elástico mamacuna

Su pensadora principal es Ana Marta, alma de DeAlgodón FularesPortabebés, y así cuénta ella el por qué de esta iniciativa: “Todos los portabebés Mamacuna Babywearing están diseñados, tejidos y confeccionados en España. El motivo es crear un producto local de gran calidad, bajo una filosofía de desarrollo sostenible y de respeto por el medio ambiente. Nos preocupa el mundo que los bebés de hoy recibirán mañana, por lo que procuramos una fabricación lo más ecológica posible.”

Yo que he conocido el proyecto desde las pruebas iniciales sé que ha sido un proyecto muy mimado y eso se nota en el producto final. En particular yo he probado el fular elástico y me ha encantado.

Es un fular que mejora ya desde el primer lavado, pero para las muy impacientes (como yo) usarlo desde el primer momento es agradable porque no es un fular “rasposo”. En su día lo probé con mi enano más enano, que estaba “recién salido del horno” y me gustó mucho. Era suave como para meter a un recién nacido en él pero mantenía la tensión y la postura tras muchos “saca niño, mete niño” con un preanudado.

Fulares portabebes mamacuna tejido bebe

Fulares portabebes mamacuna tejido bebe

También tuve la ocasión de probarlo con mi segundo, que estaba justito en el límite de uso, y puedo decir que es cómodo incluso para un rato largo. Obviamente aquí hay que dejar el preanudado a un lado y hacer un nudo de varias capas, pero el fular lo aguanta de manera más que aceptable.

Fulares portabebes mamacuna elástico reverso

Fulares portabebes mamacuna elástico reverso

Me gustó el portabebé y me gustó la filosofía, sobre todo por aquello de promocionar los buenos artículos locales.

Si a vosotros también os gustan, estad atentos a nuestro facebook y twitter, ya que pronto será su presentación “oficial”. Pero para que vayáis abriendo boca os dejo una de las fotos del libro de instrucciones ¿a que mola?

¡Feliz porteo local ;P!

fulares portabebes mamacuna

fulares portabebes mamacuna

Portabebés ergonómicos

Lunes, mayo 13th, 2013

La semana pasada pasé por fin por el traumatólogo y me dio el “alta” Lo pongo entre comillas porque si bien me esperan varios meses de rehabilitación por delante, por fin me levantó la prohibición de girar los brazos hacia atrás, así que ¡ya puedo portear!

Me resultó curioso que la doctora me dijera que para mi hombro era más fácil una mochila de las supuestamente ergonómicas al “pañuelo” que me había visto usar la primera vez que fui por allí. No quiero mencionar marca alguna (lo que me faltaba, encima hacerles publicidad) pero seguro que todos la tenéis en mente.

Quizá un día normal no hubiera dicho nada pero como ese día mi peque estaba bien cuidado por su padre esperando fuera de la consulta y ya estaba un pelín aburrida de poder usar sólo mi bandolera no pude resistirme a darle un pequeño “tirón de orejas”

Empecé hablando de los portabebés ergonómicos y la postura “ranita”, de cómo deja fluir la circulación de las piernas del niño y de cómo permite que la cabeza del fémur encaje en la posición correcta en la cadera y de ahí que sea tan importante a la hora de la formación de la articulación.

portabebes ergonómicos instituto internacional displasia cadera

portabebes ergonómicos instituto internacional displasia cadera

Obviamente no tenía ninguna imagen a mano, y mucho menos tan estupenda como ésta del Instituto Internacional de la Displasia de Cadera (IHPI) para ilustrarlo, pero tras sacudirse encima el shock de que una simple mamá supiera lo que era el acetábulo de la cadera, la misma displasia o la cabeza del fémur, fue capaz de preguntar bastante más acerca de los portabebés ergonómicos y los que no lo son.

Así que continué por la comodidad que nuestros peques consiguen cuando un portabebé ergonómico respeta su fisiología, la espalda curvada en C.  No lo tenía nada claro hasta que le dije que yo lo veía como sentarte en un sofá que se acomoda a las curvas de tu espalda o en una silla de respaldo rígido que te haga adoptar una posición no natural. No le costó nada meterse en la piel de ese bebé y hacer un gesto de disgusto.

fulares portabebes elastico algodon boba wrap

fulares portabebes elastico algodon boba wrap

Y como la vi súper receptiva seguí por la comodidad para los propios padres, el hecho de que los portabebés ergonómicos reparten el peso de una forma sensata, sin tiras estrechas que se clavan en la espalda, combinando muchas veces los puntos de apoyo entre hombros (no cuello) y caderas para difuminar el peso de nuestros peques.

Y la convencí. No sé si porque me vio tan entregada o porque si yo daba saltos de alegría (figuradamente claro, que soy torpísima) por poder anudarme un fular ergonómico otra vez debía ser porque DE VERDAD no me duele la espalda, pero me dijo que nunca había caído en la cuenta. Así que no me quedó ya más remedio que decirle que las mochilas están muy bien mientras sean ergonómicas, que para los padres que no se ven con algo tan “extremo” como un fular existen Bobas, Manducas, Marsupis… y que cada vez se venden en más sitios.

Ojalá hubiera tenido también esta otra imagen que publicaba hace poco la Asociación Red Canguro, donde, al menos para mí, la diferencia es tan brutal que cualquiera puede verla.

portabebes ergonomicos mochilas

portabebes ergonomicos mochilas

No sé si después de la charla que le metí se atreverá a hacer una recomendación personal de nuevo, pero tengo claro que si lo hace, será para recomendar una mochila que sea ergonómica de verdad y no sólo de nombre. Lamentablemente se me olvidó hablar de lo nefasta que es la posición con el peque mirando hacia delante, pero bueno, dentro de un par de meses tengo revisión ;D

Malleando con el Suppori

Lunes, mayo 6th, 2013

“¿Qué es eso tan raro?” Eso fue lo primero que me dijo mi marido el otro día cuando vio el Suppori encima de la mesa. Y eso que él me ha visto con el Tonga que si no igual lo hubiera tirado a la basura directamente…

Para los profanos en la materia os diré que el Suppori es un portabebé ergonómico de un sólo hombro, tejido en rejilla, que está desplegada en la zona central para que podamos sentar bien a nuestro bebé adoptando la postura correcta, para luego cerrarse y así poder ofrecer más soporte. La parte que se apoya en el hombro vuelve a estar más abierta para ofrecer más superficie de apoyo y que así resulte más cómodo.

fulares portabebes suppori ergonomico malla

fulares portabebes suppori ergonomico malla

Lo mejor del Suppori es sin duda alguna lo poquísimo que pesa (solo 80 gramos) y obviamente, lo poco que ocupa, cabe en cualquier sitio, de verdad, hasta en un bolsillo.

A esto le sigue la variedad de colores, desde el gris más neutro al azul eléctrico más llamativo (mi favorito sin duda) y finaliza sabiendo que podremos usarlo tranquilamente hasta los 3-4 años, si no para largos paseos sí para la etapa sube-baja.

Para verano es ideal claro, además de lo fresco que es usarlo se seca enseguida, así que será un portabebé de elección para la playa, piscina, etc. incluso para que jueguen nuestros peques a portear sus muñecos, porque es tan fácil de poner que no se pueden hacer un lío.

Qué mejor que recibir al buen tiempo con un portabebé nuevo, y más cuando con el precio que tiene en cualquiera de las tallas lo hace totalmente asequible.

La mayor pega que le veo es que no se puede usar desde el nacimiento, el uso recomendado es para bebés que saben sentarse ya que no proporciona un soporte correcto para la espalda de un bebé que aún no se sostiene, pero bueno, para eso nada como un buen fular y en el caso de que quisiéramos combinar ambos, siempre tenemos la opción del Fil’UP.

¿Que no conocéis el Fil’UP? ¡No me lo creo! Es un fular tejido de malla 100% algodón. Con una medida standard (460cm) que nos servirá desde el nacimiento hasta aproximadamente los 15 kilos y en todas las posiciones que nos permita la medida. Es un fular ergonómico de la marca Red Castle, que hasta ahora no se caracterizaba por la ergonomía de sus mochilas, pero bueno, es señal de que por fin la cosa está cambiando.

De todas formas a la marca aún le queda un poco de rodaje y se nota en sus fotos oficiales, porque en cuanto cogen a un bebé de verdad les flojea un poco la postura como podéis ver en esta foto, aunque si porteas normalmente, lo conseguirás sin despeinarte.

fulares portabebes fil up fular tejido ergonomico red castle

fulares portabebes fil up fular tejido ergonomico red castle

¿Con cuál os quedáis? Contádnoslo en nuestro Facebook o Twitter.

Descuento en portabebés Lana Tragetücher

Lunes, abril 15th, 2013

Hay veces que un portabebés nos entra por el ojo y no nos importa el precio, hay veces que un portabebés no nos convence mucho pero el precio es fantástico y no nos podemos resistir, y hay veces que un portabebés estupendo y que nos entra por el ojo, tiene un precio que en ese momento no nos convence.

fulares portabebes fular tejido lana sprudel

fulares portabebes fular tejido lana sprudel

Os he hablado en otras ocasiones de la altísima calidad de los portabebés ergonómicos de la firma suiza Lana tragetücher, tanto de los fulares como de su meitai así que hoy me alegra mucho deciros que ahora tienen un descuento del 15% introduciendo el código LANATRAGETUCH al hacer vuestra compra.

Son portabebés hechos a conciencia con telas de algodón orgánico, teñidos de forma segura para que los peques las rechupeteen y para las conciencias más comprometidas, el algodón es también de comercio justo.

Las telas ofrecen una calidad incomparable, no deformándose con el uso intensivo, así que podremos usar nuestro fular o meitai durante años y niños con unos cuidados muy básicos.

Meitai lana fulares portabebes

Meitai lana fulares portabebes

Su soporte es espectacular y el nudo se mantiene firme sin perder la tensión, pero a la vez la tela al ser 100% algodón es suave con la piel de los bebés y de sensación agradable durante todo el año, fresca en verano y cálida en invierno.

Los fulares tienen varios modelos, desde los básicos de un solo color hasta estampados que son reversibles en liso, con motivos para todos los gustos, desde los más discretos y clásicos del Vanille hasta el energizante Sommer.

El meitai es fabuloso desde el principio hasta el final, las tiras son anchísimas, del tipo chinado, para que puedas desplegar y conseguir portear a un cangurito grande sin despeinarte, además tiene multitud de detalles, como el bolsillo de cortesía en la tira  horizontal, la bolsa a juego para guardarlo o el cierre de tipo mochila para que sea más fácil de quitar y poner.

En resumen, son una compra que merece la pena, así que si en algún momento os lo habéis pensado pero no habéis podido, no dejéis de aprovechar este descuento y encarad este tiempo que empieza de paseos y parque estrenando un nuevo portabebé.

Feliz porteo.

Bandolera, bandoleraaaaaa…

Lunes, abril 8th, 2013

… porque mi vida yo la prefiero vivir así…

Llevo varios días con mi versión particular de la canción de los Gpsy Kings en la cabeza y es que con el hombro aún tontorrón y sin poderme anudar un fular por la poca movilidad de la articulación he redescubierto mi adorada bandolera, de hecho ahora mismo escribo con él dormitando en ella.

bandolera storchenwiege eric fulares portabebes

bandolera storchenwiege eric fulares portabebes

Hasta ahora sólo le daba uso para las salidas rápidas coche-tienda-cole, para ratitos cortos, para cuando voy de paseo con los mayores y están todo el rato con el bendito sube y baja… pero como ahora dependo totalmente de ella me voy “inventando” nuevas maneras de disfrutarla.

Vaya por delante que mi bandolera es de tela de fular así que tiene un soporte increíble y que mi peque pesa 11’5 kilos, pero la uso para todo.

¿Para cocinar? Antes cogía un fular o la mochi para pasarme el niño a la espalda, ahora lo hago sólo con la bando, dejando la anilla en el centro del pecho y pasando la tela por debajo de los hombros, como una especie de paño africano pero que me permite hacerlo todo sin forzar mi hombro izquierdo.

¿Para un paseo largo? Como mi bandolera es de cola larga hago con el sobrante un pase extra de refuerzo por debajo de su culete. La lástima es que como ya tiene una altura considerable si se duerme lo necesito para sujetarle la cabeza… Tengo que pensar algo, que parece que esto va para largo.

¿Para trastear por casa? Me lo pongo a la espalda también, esta vez dejando recaer el peso sobre un hombro como si fuera la postura normal. Al principio me hacía un lío para calcular dónde tenía que dejar las anillas para poder colocar al niño centrado sin tener que forzar para ajustar bien.

Ahora veo que me falta material, que llega el veranito y quiero una para el agua o un Suppori, pero no sé si aprovechando el brazo tonto, el enano no aprovechará para escaparse.

fulares portabebes bandolera agua playa piscina verano

fulares portabebes bandolera agua playa piscina verano

Y me estaba planteando un fular de gasa por aquello del calor, aunque ahora me lo estoy pensando, y mejor una bandolera de gasa como las de Calin Bleu que pronto tendremos en la tienda.

Soluciones rápidas a dudas frecuentes.

Martes, marzo 19th, 2013

Aunque portear es siempre agradable, hay ocasiones en las que el día se tuerce y acabamos con mil dudas que nos impiden disfrutar del porteo con tranquilidad.

Aquí va una pequeña selección de esos inconvenientes con una solución que nos funciona u otras muchas de las que hemos comentado entre amigas canguras.

- El trending topic de los agobios canguros es cómo pasarnos el niño a la espalda. Muy a menudo vemos en internet vídeos de mamás canguros que hacen un paquetito con el fular, suben al niño y de repente ¡plas! se lo han pasado por encima del hombro y lo tienen perfectamente colocado. Yo aún recuerdo con horror lo acongojada ;) que estuve para pasarme al niño a la espalda. Al final mi solución fue hacerlo al lado de la cama, pegando mis corvas al borde del colchón para que en caso de que se me cayera, fuera en blandito y a menos altura. Tengo una amiga que directamente se subía ella a la cama… Lo importante es perderle el miedo.

- La más oída después de esta es cómo sujetar la cabeza a un niño dormido cuando lo llevas a la espalda en un nudo canguro. Dependiendo de la longitud de nuestros brazos, ancho del fular y la altura del niño, se puede solucionar rápidamente con una contorsión para subir la tela hasta la mitad de su cabeza o incluso la coronilla. Cuando nos falta uno de los tres factores lo mejor es usar un extra: yo particularmente utilizo un pañuelo para el cuello, lo anudo a uno de los “tirantes”, lo paso bien desplegado por su cabecita y ya ato el otro extremo. Hay gente que reutiliza medias o calcetines, o usa alguna tela chula, pero el efecto es el mismo.

fulares portabebes canguro espalda niño dormido

fulares portabebes canguro espalda niño dormido

Otra solución, sobre todo si sabes que es posible que se duerma, es hacer un nudo con el que puedas sujetar la cabeza atrás, como la doble hamaca, el rebozo inverso, mochila cruzada o el muy de moda “Nudo Pindonga” (traído a nuestras tierras desde las antípodas, su nombre real es BWRR with sweetheart passes)

- ¿Cómo hacemos un nudo en la calle sin arrastrar las puntas del fular o meitai? Sobre todo cuando llueve puede ser entre desagradable o asqueroso dependiendo del estado del suelo. Mi marido va dejando las puntas dentro del coche mientras se hace los pases, pero claro, esto sólo te vale si tienes el coche al lado. Mi método sirve siempre, y es que voy guardando las puntas en los bolsillos de los vaqueros, traseros o delanteros según el nudo que vaya a utilizar. Si os pilla sin bolsillos también vale por la cinturilla de la prenda que vistáis o dentro de las botas (de caña alta, claro)

- Otro problema bastante frecuente es cómo ponerse bien una mochila con el niño delante. Al ponernos el niño a la espalda podemos ajustar perfectamente la tira horizontal que une los tirantes para evitar que se nos deslicen por los hombros, pero cuando esa tira queda en nuestra espalda puede ser misión imposible. Yo lo conseguía cruzando los tirantes, así no tenía que ajustarla, pero sé que no todas las mochilas te permiten intercambiar los tirantes. La mejor solución que he probado hasta el momento es empezar de forma diferente. Primero cierro esa tira horizontal y paso la cabeza por el lazo que forma junto con los tirantes. Cojo al niño y lo posiciono de abajo hacia arriba, remetiendo la tira horizontal de la mochila como si de un fular se tratase para luego cerrar el broche. Es más difícil de decir que de hacer, pero si aún así os quedan dudas, comentadlo en esta misma entrada o en nuestro facebook para que hagamos un vídeo del proceso.

fulares portabebes mochila boba carrier

fulares portabebes mochila boba carrier

- Si necesitamos saber si el niño nos ha quedado torcido y nos pilla en la calle sin un espejo a mano, siempre podemos usar los retrovisores de los coches o las lunas de los escaparates.

- ¿A quién no le ha quedado suelto alguna vez el pase horizontal de la doble hamaca? El mayor truco es tensar bien al comienzo de la vuelta, sujetar con el codo y seguir tensando el resto del pase. Si no tienes  maña, siempre puedes solucionarlo acabando el nudo de esta manera o pasarte al nudo mandala. Yo prefiero usar el espacio para guardar las llaves y el móvil, no es una solución, pero es muy apañado.

- Para cuando llevamos el niño en la espalda y va dejando caer el gorro, bufanda o similar yo lo que hago es poner un imperdible de un extremo a mi abrigo o camiseta, así aunque lo tire no se pierde y podemos intentar volver a ponérselo. Aunque lo mejor es una sombrilla en verano y gorros que se aten bajo la barbilla y que no se puedan quitar fácilmente.

- ¿Vuestros niños beben mucha agua? Los míos sí, y me resultaba dificilísimo darles agua, hasta que un día se me ocurrió hacer una pajita gigante con un tubito flexible, creo que era reaprovechado de un aspirador de mocos que no he llegado a usar, pero fijo que hay muchos más que sean también apropiados. Mano de santo.

Papá Canguro a la vista

Miércoles, marzo 13th, 2013

Cómo corre el tiempo cuando se tienen niños ¿verdad? Bueno, siempre discurre igual, pero en ellos ves, casi tocas, como pasa la vida, como decía la canción. Y de nuevo llega el Día del Padre, y aunque no somos mucho de festejar estas fechas, más comerciales que otra cosa, recupero un artículo del blog en el que hablábamos de los portabebés ergonómicos favoritos de los papis. Por si buscáis inspiración, que la tengáis a mano.

Papá Canguro

Papá Canguro

Y tú ¿cuánto porteas?

Lunes, marzo 4th, 2013

Hay veces en la vida que nos acostumbramos a una situación, la interiorizamos tanto en nuestras circunstancias que incluso nos pasa desapercibida, infravalorándola a veces. Hace unas semanas una mamá que está empezando a portear me hizo la clásica pregunta de cuánto porteaba yo y le dije que prácticamente nada.

Pues bien, el viernes me lesioné un hombro mientras hacía equilibrios con el niño quitándome el abrigo, y desde entonces tengo prohibido mover el hombro, así de que de anudar un fular ya ni hablamos. Y pese a que yo creía que a esta edad ya no me solucionaba mucho la vida 4 días de no poder hacerlo me han recordado lo muchísimo que yo necesito del porteo.

Para empezar, he tenido que buscar mi sillita de paseo. ¡Gracias a Dios no la tenía prestada! pero entre que sólo puedo empujar con una mano y que tras años sin usarla he perdido toda habilidad para llevarla aún me admira que mi hijo siga teniendo sus (cuatro) dientes, ¡me voy chocando con todo!

Además ir a la compra se ha convertido en un horror, el día que hablé con aquella mamá no recordaba lo bien que se hace una compra para 5 personas con un niño bien sentado a la espalda. Él no añade artículos al carro y tú tienes las manos libres para colocar la cinta en la compra, luego al coche o al carro y luego a casa. Como ahora llevo al ratón en la silla sólo puedo ir andando y comprar relativamente pocas cosas porque no tengo otra mano para tirar del carro de la compra. Además al colgar las bolsas en la sillita… ¡se vence hacia atrás! No me queda otra que ir haciendo una fuerza opuesta en el manillar, así que cuando acabe con este hombro me tocará empezar con el otro.

Otra cosa son las tareas domésticas. ¿Alguien lo ha intentado con una sola mano mientras aparta a su hijo con el pie? Yo sí, y es un horror. ¿Cómo le puede gustar tanto el ruido de la aspiradora? No entiendo ese afán de meter la mano dentro a ver qué pasa, llorar cuando le pilla, y luego volver a intentarlo a ver si la segunda vez es diferente… En fin, cuando me preguntaron no me acordaba porque no es un rato largo, pero suelo coger la mochila para recoger y ordenar un poquito.

De la cocina ya ni hablo, con un niño que aún no se entretiene solo y que sólo quiere estar contigo es complicado sin ayuda “fularil”. He intentado preparar algo rico de comer sin que él estuviera en mi espalda, y en sólo 5 minutos ha encendido el horno, bloqueado la gatera, sacado la ropa de la lavadora y comido pienso del gato. He decidido que hoy podíamos comer sobras cuando ha intentado acompañar el pienso con un traguito al agua de los mininos… Nunca recuerdo que cocino porteando a no ser que esté dormido.

La gracieta del cole del mayor, ¿a quién se le ocurre que lo mejor es doblar/desdoblar una silla para 10 minutos? Yo suelo coger mi bandolera, que me la ajusto en un pispas y así puedo llevar a los dos grandes de la mano tranquilamente. Hoy no he podido y me sentía insegura con todo el trajín de los coches de 3 colegios en hora punta, mis mayores tienen casi 5 y 3 años y no estaba del todo segura de que no se fueran a soltar de la silla.

Hoy aún me quedan los baños, pero mi marido está en casa y se encargará él. Normalmente baño al enano primero y mientras baño a los otros dos lo porteo para evitar las misiones de reconocimiento del mueble del baño y el posterior experimento de remojo del papel en la bañera/taza/bidet/lo-que-se-ponga-a-tiro. Hoy no hubiera podido abarcarlo todo.

Pero lo peor con diferencia es lo limitada que estoy a la hora de mimarlos. Nunca me corto a la hora de achucharlos a manos llenas mientras el portabebé me sujeta al enano. Si está a la espalda bailo con uno, con otro o jugueteo con los dos, así ninguno se siente desplazado. Ahora no puedo, sólo puedo abrazar a uno cada vez, y como el peque aún no anda se lo lleva casi todo. Así que los otros dos se pasan el día diciendo “Mami ¿me coges?”

Ahora que no puedo hacerlo, es cuando he notado que realmente porteo un montón, así que para quitarme el mono e inmovilizar el brazo… ¿qué mejor que una bandolera?

Bandolera cabestrillo fulares portabebes ergonómicos

Bandolera cabestrillo fulares portabebes ergonómicos

Y vosotros… ¿cuánto porteáis?

Los favoritos de papá

Martes, febrero 5th, 2013

Hace un par de semanas tuve en casa a unos futuros padres a los que estuve ayudando a elegir un portabebé ergonómico adecuado para las necesidades de su familia. Mientras probaba con un Nenuco un fular elástico, el futuro padre hizo un comentario que me dio mucho que pensar, “esto para andar por casa, está bien”

Me hizo gracia ver que aunque el fular elástico le resultaba cómodo y fácil de usar, no pensaba (así a priori, que luego cuando tenga a su bebé a ver por dónde sale) ponérselo para salir de casa, imagino que por aquello del qué dirán.

Al final la curiosidad me hizo hablar con mis padres canguros más cercanos y juntos hemos creado una especie de ranking.

La ganadora absoluta en el mundo de los portabebés ergonómicos en el mundo masculino es, tachán tachán, ¡LA MOCHILA! ¡Un hurra para la mochila! Tras varias charlas en las que me comentan lo fácil que es de poner y quitar y lo bien que va el niño (sic) al final uno de ellos se tira a la piscina para comentar también que “es menos femenina”. No obstante, los publicistas tienen mucho que ver con esta afirmación, ya que venden este tipo de portabebé como “para padres” y es muy fácil encontrar imágenes de cualquier fabricante de mochilas ergonómicas con un papá como modelo.

Mochila ergonómica Manduca para papás

Mochila ergonómica Manduca para papás

Y es que la mayoría de los papás prefieren no hacerse notar mucho cuando portean a sus peques, así que un portabebé más convencional como la mochila les ayuda a hacerlo sin mucho dolor de cabeza.

Ocupa el segundo escalón en el cajón el meitai, casi por las mismas razones. Les gusta lo fácil de poner y quitar que es y que no necesitan mucha “historia” (tal cual :S) Si les gana la mochila es sólo por el tema de hacer nudos, aunque reconocen que no están mal.

Y es que los meitais es otro de los portabebés que les entra por el ojo, además que  muchos diseños suelen ser más discretos que los de un fular aunque estén porteando con algo de tradición totalmente artesanal.

meitai lennylamb fulares portabebes

meitai lennylamb fulares portabebes

Y acabando con los puestos de honor se encuentra el fular elástico. Lo que más me comentan es que no hace falta “andar haciendo equilibrios” para poder llevar al niño en una postura correcta y también que es muchas veces el portabebés de elección de los padres primerizos y ellos simplemente se adaptan a lo que deciden sus compañeras. También mencionan que son diseños clásicos y “ponibles” (al que me dio esta respuesta me gustaría verlo con algún diseño de Oscha, jeje).

Y es cierto todo lo que dicen, es un portabebé muy asequible tanto económicamente como para ganar práctica, y a ellos, que en el fondo disfrutan de llevar cerquita a sus hijos tanto como nosotras, les gusta su uso sencillo y la ternura que provoca ver a un papá porteando un recién nacido.

fular elástico lennylamb padre fulares portabebes

fular elástico lennylamb padre fulares portabebes

Y esto es todo, cuando les hablo de fulares tejidos se lían con los nudos, los pases y los tejidos, los pouch les resultan raros y por alguna razón que se me escapa a ninguno les gustan las bandoleras. Y eso con los de uso más normalizado, porque cuando pregunto por los de malla, como el Fill’up o el Tonga directamente creen que hablo de otra cosa. Uno me llegó a confesar que pensaba que eran una malla de naranjas bien aprovechada, en fin…

No obstante, no quería acabar sin presumir de marido, que no sólo me apoyó con “esto de los trapos” sino que también se atreve a usar un fular tejido. Aquí está enseñando orgulloso su primer nudo hecho sin ayuda, durante unas vacaciones en Londres…

fulares portabebes fular tejido padre londres

fulares portabebes fular tejido padre londres

Y como está claro que la forma que tenemos de ver los roles padre/madre está cambiando, ojalá dentro de poco hayamos avanzado lo suficiente como para ver absolutamente normal a un papá porteando, hasta con un fular rosa, sin que nos llame la atención. Hoy va por vosotros.

Feliz porteo.

MamEco, el semielástico.

Lunes, enero 28th, 2013

Siempre que hablamos de fulares portabebés solemos clasificarlos en fulares tejidos o elásticos, para simplificar el tema a quienes están empezando a portear. Sin embargo, existe todo un mundo intermedio de fulares semielásticos, de los que el más conocido es el MamEco.

Mameco fulares portabebés algodón cáñamo semielástico

Mameco fulares portabebés algodón cáñamo semielástico

Creado por la empresa finlandesa MaM Design, el fular en sí no difiere visualmente de otro fular elástico que puedas ver en una tienda,  punto de camiseta en colores lisos o estampados que te permitirán usar un fular desde recién nacido.

Sin embargo ahí acaban todas las similitudes, una vez que tocas el MamEco notas la diferencia.  El MamEco es un fular cuya composición tiene un 55% de cáñamo. Esto hace que tenga un soporte increíble, que permite ampliar el uso del fular hasta los ¡15 kilos! Impensable en cualquier otro elástico. Además las propiedades termoreguladoras del cáñamo hacen que sea un fular cálido en invierno y fresco en verano, imprescindible si queremos hacer nudos de más de una capa.

Su composición también tiene otra característica que hace que sea un fular especial, y es que puede ser difícil realizar preanudados. Esto puede parecer una desventaja si lo comparamos con un elástico normal, pero en realidad no lo es, ya que su tejido hará que anudar sea más sencillo, así que conseguiremos nudos con un ajuste correcto mucho más rápido y con menos “sudores” que con un fular tejido. Es un fular perfecto para principiantes, o para aquellas personas que busquen aprender a anudar tras haber usado otro portabebé con anterioridad.

Por lo demás el resto del tejido es algodón orgánico, perfecto para la delicada piel de un bebé, sin que nos tengan que preocupar posibles reacciones cutáneas.

MamEco fulares portabebes algodón cáñamo semielástico rojo

MamEco fulares portabebes algodón cáñamo semielástico rojo

Y lo mejor es su precio. Hasta ahora se comercializaba junto con un gorro y botitas a juego que podían hacer excesivo el precio, pero desde hace unos meses se vende el fular por separado para que no sea un gasto tan notorio. Así que ¡a disfrutarlo!